miércoles, abril 02, 2008

La primavera me sienta mal

Peor. Fatal.

Estoy nerviosa, inquieta, espídica. El trabajo se amontona en mi conciencia... y, aunque el sentimiento de culpa me oprime el estómago tanto que creo que voy a vomitar, todavía lo hace más la llamada de la calle. Porque miro de reojillo la ventana, como un perrillo se pasea delante de la puerta para que le saquen a pasear, autoacepto cualquier excusa mala para levantarme de mi silla, darme un vuelta, ir al baño, a por un café, a por agua, a preguntar algo a alguien que está en otra planta cuando podría hacerlo por teléfono, acampañar a los fumadores a fumar (por si se pierden), a por otro café, otra vez al baño...

La silla me quema y no se como voy a solucionar esto... me quedo empanada pensando en cañitas en una terraza, un paseo por la playa, unas cañitas en una terraza, una siesta al aire libre, unas cañitas en una terraza...

Me da un ataque de ansiedad a media tarde. Necesito salir del influjo maligno de estos tubos de neón. A veces me gustaría fumar... Alguien sentado sólo tomando el aire parece idiota, pero si está fumando todo es normal, incluso cool...

Salgo al patio, voy sola. Llamo a mi madre. Respiro, miro la tarde. Tengo sensación de encierro. Camino el patio, arriba y abajo, mientras hablo con la perrimother... estoy nerviosa y no se cómo tranquilizarme (a veces me pasa... no puedo quedarme quieta, simplemente, no puedo)...

... miro a la derecha, a la izquierda... no hay nadie... doy unos saltitos desestresantes... uno, dos... ZORROCOTOSTIA... estoy en el suelo boca abajo... me levanto rápido y, al levantarme, me doy cuenta de que llevo el vestido por encima de la cintura... ¡Tengo una pinta tristísima!

Oigo una risa pero no es la mía... unos señores con mono se descojonan... últimamente no hago nada más que caerme en público. Debería hacermelo mirar. No puede ser normal...


Decido no mirarles demasiado y volver al trabajo... cuando me pongo a caminar la rodilla me duele como si me hubiesen dado una patada... voy hacia la puerta intentando disimular la cojera... para la cosa no sea todavía más humillante...

Tengo que hacer algo con la primavera, con mi sentido del equilibrio y con mis ataques de inquietud.

7 Comments:

Blogger Tacáliz said...

Como te comprendo, a mí me pasa lo mismo en el curro. Tengo miles de cosas que hacer y se me van a cumulando por estar pensando en las cañas que me podría estar tomando.
Lo de caerte... eso ya es más raro jijiji.
Un beso y ánimo que el fin de semana viene lleno de terracitas.

10:20 p. m.  
Blogger Chache said...

Hala, poechita. Espero que no fuera nada o.o

12:52 a. m.  
Blogger Rebilated said...

¿¿Si te caes dando dos salititos... que no serás capaz de hacer en una jimkana??

El caso es que si, uno ya empieza a ver estudiantes tirados en los parques de al lado del curro, las madres con los churumbeles, gente sacando al perro, montando en bici... y apetece de todo menos sentarse delante del ordenador a currelar¡¡¡¡

8:50 a. m.  
Blogger Aradiah said...

He estado leyendo tu blog y no he parado de reirme ;)
duda fundamental y que influye en gran manera sobre la escena...llevabas bragas monas? porque no es lo mismo quedarte con el vestido a la cintura con unas bragas estupendas super sexsymbol que con las de algodón hasta los sobacos....

10:57 a. m.  
Blogger kpi said...

imagínate algo como una eterna primavera o un eterno verano, veo o por lo menos intento ver a través de tus ojos este asunto del cambio de estaciones.
yo aqui puedo notar que en otro lado del mundo "trasmutan" solo por el ciclo de la matita q esta frente a la casa.... Es asqueroso tener tanto que hacer y estar viendo una matita, asi q te entiendo perfectamente...

en lo del cigarro tengo q diferir pues una persona tomando el aire, así sin otra razón, le da un dejo de "saber". Digo, por eso de entender q su cuerpo necesita un poco de aire y que es un crimen negarselo... el problema está cuando ese poco de aire termina por convertirse en "cañas de terraza" en plenas horas de trabajo....
espero q mejore la rodilla, y coincido con rebilated, caerte con dos saltitos?... aunq debo confesar q me he caido hace dias cruzando una calle al tropezarme con una piedrita, llevaba pantalones (menos mal) asi q mis bragas "de las q llegan a los sobacos" pudieron permanecer en el secreto...

11:39 p. m.  
Blogger SIL said...

Me alegra saber que no soy la única con empanamiento primaveral, y que el don de caerse delante de tíos con la testorena por las nubes también es compartido. Saludos!!

3:11 p. m.  
Anonymous desahogandome said...

Lo que hagas, hazlo tan bien como escribes.

Un saludo.

desahogandome.blogia.com

12:49 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home